0

Al obtener un préstamo, te comprometes a devolver todo el dinero de la forma y en las fechas acordadas. Pero hay contratiempos, como despidos y gastos inesperados, que dificultan mucho cumplir con el acuerdo. Bajo esa situación ¿qué ocurrirá si no pagas? ¿Qué deberías hacer? Descubre la respuesta aquí. 

¿Deberías parar de pagar tu préstamo personal en España?

Solicitar un préstamo personal es una seria responsabilidad y por eso, antes de hacerlo, debes pensarlo bien. Al decidirte a firmar algún contrato para un crédito, estás en el deber u obligación de regresarlo. Esto implica hacerlo a su tiempo, tal como fue pactado, con sus gastos derivados e intereses.

Es cierto que se te pueden presentar situaciones en sentido económico, un tanto difíciles, que te lleven a dudar de seguir pagando. Pero, aunque pase por tu mente esa idea, parar de pagar tu préstamo online no es la mejor solución. Al contrario, eso significaría que luego deberás pagar una deuda aún mayor.

Cuando dejas de pagar el préstamo rápido solicitado, la entidad de finanzas comienza un procedimiento que incrementa tu deuda grandemente. Además, eso pudiera originar consecuencias mucho más graves, como que te embarguen alguno de tus bienes. 

Lo pueden hacer si optaste por préstamos con garantía hipotecaria o uno similar. En estos, al realizar el contrato y firmarlo, colocas como garantía tus bienes tanto presentes como futuros. Por ello, debes esforzarte por cumplir con las normas de tu contrato, pagando todo a lo que te comprometiste.

¿Qué ocurre cuando no se pagan los préstamos personales?

Al no pagar cualquier préstamo a plazos, estás tomando una decisión que, lejos de favorecerte, puede perjudicarte de varias formas. Independientemente de si lo solicitas a través de un banco, financiera en línea o caja de ahorros, debes pagarlo. 

Conocer y considerar bien algunas de las consecuencias de no hacerlo contribuirá a que cumplas con tu obligación. A continuación se analizan con detalle algunos de los problemas que pudieran surgir en casos de impago

Cobro mayor de intereses por demora

Si te retrasas en tus pagos, aunque sea en solo una cuota, la entidad que te facilitó el préstamo aplicará otros intereses. Estos serán resultado de la demora que tengas y, esos intereses, usualmente son bastante altos. Los aumentan hasta el punto de superar por mucho a los intereses que son ordinarios. Calcula los intereses por demora para saber más sobre el tema.

Se les llama intereses acumulativos; por lo que, si siguen pasando otros meses y continúas sin pagar, la deuda crecerá. Ya que, por supuesto, la entidad financiera va a seguir con el reclamo del pago que le corresponde. 

Si eso pasa, no solamente vas a tener que pagar la primera deuda, sino que deberás sumarle otros intereses. Naturalmente, eso complicará aún más las cosas y podría conducirte a sufrir los siguientes inconvenientes.

Reclamación judicial

Dejar de pagar el préstamo que has solicitado, del tercer al sexto impago, podría representar un reclamo judicial. Porque la entidad bancaria o financiera tiene derecho a exigir el pago. Lo que pase judicialmente va a depender de la clase de crédito que obtuviste. 

Al tratarse de microcréditos online, se toman algunas medidas menos drásticas. Por ejemplo, con un importe inferior a los 1000 euros, simplemente se efectúa una inclusión dentro del fichero de ASNEF. Eso sí, seguirás en esa lista para morosos hasta liquidar tu deuda. 

Esa será la consecuencia, pues existe poca probabilidad de que una entidad financiera realice gastos judiciales para recuperar una cantidad pequeña.  Ahora bien si no pagas un mayor préstamo personal, del banco o cualquier otra entidad, harán una reclamación judicial. 

Ten en cuenta que la misma pudiera terminar con el embargo respectivo de los bienes que poseas.

Embargo de algún bien

La proporción de bienes como garantía hace posible que los bancos o las entidades financieras cuiden sus espaldas, por así decirlo. Bajo esas circunstancias, al dejar de pagar el préstamo solicitado, estarás poniendo esa garantía a disposición de ellos. 

En otras palabras, pueden quedarse con todos los bienes que poseas; tanto presentes como futuros. Si dejas de pagar por mucho tiempo, existe la probabilidad cierta de que se queden con la totalidad de tus bienes. 

El juez a cargo del caso judicial pudiera iniciar embargando tus ahorros junto con tu nómina. Pero no solo eso, si tu deuda continua siendo muy alta, procederán al embargo de otras cosas valiosas. Esto incluye tu pensión (si la tienes), tu coche y más, pues pueden embargar hasta tu vivienda.

Te dejarían casi sin nada, porque se llevarían lo que consideren necesario con el fin de saldar tu deuda. Incluso, si no es uno de los préstamos sin aval, quien la avaló también respondería por dicha deuda. Puede llegarse hasta el punto en el que el juez ordene el embargue de los bienes del avalista.

Registro en fichero para morosos

Cuando paras de pagar un crédito o préstamo personal, entras en lo que se conoce como una lista negra. Básicamente es un fichero para morosos que te complicará bastante conseguir a futuro otro crédito. En su mayoría, los bancos o entidades crediticias consultan esos ficheros.

Lo más probable es que, al notar que quedaste moroso en otra entidad, no te aprobarán ningún otro préstamo, a menos que sea un préstamo con ASNEF. Por lo tanto, lo más favorable es que pagues a tiempo tu deuda y no caigas en esas listas. Sin embargo, si por una situación extrema caes allí, consulta las financieras que tratan este asunto.

Algunas de estas entidades financieras en línea conceden préstamos aun a quienes están en ASNEF. Eso sucede cuando deciden no tomar en cuenta el historial crediticio que se ha formado. Si acudes a uno de esos prestamistas, no vas a preocuparte en caso de poseer antecedentes por no haber pagado.

Consecuencias del impago del préstamo personal

Las consecuencias del impago del préstamo inmediato o personal son muchas, y ninguna es favorable. A partir del instante que paras de pagar, tu crédito comienza a generar muchos intereses por mora. Esto hace que el monto total de tu crédito se vuelva mucho más grande y difícil de afrontar.

Además, los bancos o entidades a quienes les adeudas pueden iniciar alguna reclamación de tipo judicial. De la misma forma, puedes pasar a conformar la lista de quienes están en el fichero de los morosos. Encontrarte en cualquiera de esas listas sin duda complicará a futuro tu situación financiera.

Así mismo, eso te reducirá mucho más la probabilidad de que consigas otros financiamientos o compres a plazos. Quizás tampoco podrás firmar nuevos contratos para servicios como el agua, el internet o la luz. Si los asuntos van más allá, hasta podrían embargarte algún inmueble o cualquier propiedad.

Esto sucedería si el crédito que solicitaste está avalado por alguna nómina. Como se deja ver, las consecuencias por el impago del préstamo personal son diversas y te perjudican grandemente. Así que esfuérzate por evitarlas por completo.

¿Qué hacer cuando no es posible pagar el préstamo personal?

Lo más sabio, antes de solicitar algún préstamo personal, es que planifiques con cuidado los gastos que tendrás. Luego de dar este paso, tienes que asegurarte de poder contar con la solvencia para enfrentar el pago de esa deuda. 

Debes darle la prioridad ante otros pagos, ya que el impago te traería problemas graves. Pero, si aun tomando estas medidas, no has podido continuar con el pago de tu deuda, no te desesperes. 

Lo mejor que puedes hacer es ponerte en contacto con la entidad financiera para hallar una solución. Al hacerlo con tiempo, te pueden ofrecer algunas alternativas como estas:

Aunque con estas medidas tu deuda final va a crecer, beneficiosamente vas a evitar consecuencias mucho peores. Por consiguiente, nunca vaciles en ir hasta tu prestamista y tratar de conseguir juntos la solución ideal. Siempre va a ser mejor que te anticipes y no dejes de cumplir con el compromiso hecho.

Preguntas frecuentes

Encuentra respuestas a las dudas más frecuentes sobre el impago de préstamos aquí mismo:

¿Cuándo prescribe una deuda en España?

Por regla general, el plazo para la prescripción de una deuda es de 5 años en el país. Sin embargo, el tipo de crédito adquirido seguro influirá en ese período de tiempo específico.

¿Qué pasará si pago el préstamo adelantado?

Afortunadamente afrontarás menos intereses pero, según el acuerdo hecho con la entidad, quizás te cobren una penalidad por amortizar adelantadamente. 

¿Cuáles son los ficheros para morosos?

Algunos de los más comunes son RAI, ASNEF-EQUIFAX, ICIRED, CIRBE y BADEXCUG.

5/5 - (Numero de votos: 3)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.